Nuestros cuerpos son nuestros derechos

28 MAY 2015
Pronunciamiento
Descarga aquí este pronunciamiento Descargar

Este 28 de mayo, con ocasión del Día Internacional de Acción por la Salud de las Mujeres, las organizaciones y movimientos de mujeres de América Latina queremos aprovechar el contexto de oportunidad que supone la definición de la nueva Agenda de Desarrollo Posterior al 2015 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible, así como la Tercera Conferencia para Financiación del Desarrollo que tendrá lugar este año, para instar a los Estados que adopten una visión transformadora que permita alcanzar sin dilaciones los compromisos asumidos hace más de 20 años en Beijing y en Cairo, y avanzar frente a los nuevos desafíos estructurales que viven las mujeres, adolescentes y niñas, por su pertenencia étnica, procedencia urbano-rural, de clase, orientación sexual e identidad de género, de nuestra región. Para esto consideramos urgente garantizar TODOS los derechos económicos, sociales, culturales y ambientales de las mujeres y las jóvenes y adolescentes, especialmente sus derechos sexuales y derechos reproductivos,

En este sentido, recordamos a nuestros Gobiernos los acuerdos adoptados en los Consensos de Montevideo y Santo Domingo, que reafirmaron que los derechos sexuales y los derechos reproductivos constituyen parte integral de los derechos humanos y que su ejercicio es esencial para el goce de otros derechos fundamentales.

Ya podemos afirmar sin temor a equivocarnos que el avance hacia el logro de la meta de acceso universal a la salud sexual y la salud reproductiva ha sido insuficiente y muy desigual en América Latina y el Caribe y que las elevadas tasas de muertes maternas, en gran parte debidas a la dificultad para acceder a servicios adecuados de salud sexual y salud reproductiva y a la realización de abortos inseguros, ha alejado a los Estados del cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio. De cara a la nueva Agenda de Desarrollo es prioritario promover políticas que contribuyan de manera real a cambiar esta situación.

En la región actualmente habitan cerca de 160 millones de personas de 15 a 29 años de edad. Especial urgencia debe otorgarse a atender las necesidades especiales de adolescentes y jóvenes para reducir los altos niveles de embarazo en la adolescencia y para que este grupo poblacional pueda disfrutar de manera informada y con libertad sus derechos sexuales y reproductivos. En este sentido, los Gobiernos han de implementar de manera efectiva programas de salud sexual y salud reproductiva integrales, oportunos y de calidad para adolescentes y jóvenes, que incluyan servicios amigables, que respeten el principio de confidencialidad y privacidad y que incorporen el enfoque de género, derechos humanos e interculturalidad.

Sabemos que es posible eliminar las causas prevenibles de morbilidad y mortalidad materna incorporando en el conjunto de prestaciones de los servicios de salud sexual y salud reproductiva medidas para prevenir y evitar el aborto inseguro, que incluyan la educación en salud sexual y salud reproductiva, el acceso a métodos anticonceptivos modernos y eficaces y el asesoramiento y atención integral frente al embarazo no deseado y no aceptado. Asimismo, la atención integral después del aborto, cuando se requiera, sobre la base de la estrategia de reducción de riesgo y daños.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el número anual de abortos inducidos en América Latina y el Caribe se sitúa en torno a unos 4,2 millones, siendo la mortalidad materna tres veces más alta en países con leyes restrictivas de aborto, donde el mismo se practica en la clandestinidad y en condiciones inseguras para la salud y la vida de la mujer. De nuevo, retomando el espíritu de los Consensos de Montevideo y Santo Domingo, instamos a los gobiernos a considerar la posibilidad de modificar las leyes, normativas, estrategias y políticas públicas sobre la interrupción voluntaria del embarazo para salvaguardar la vida y la salud de mujeres y adolescentes, mejorando su calidad de vida y disminuyendo el número de abortos.

CONVOCAMOS A TODAS LAS ORGANIZACIONES SOCIALES, ORGANIZACIONES DE MUJERES, ACTIVISTAS, ARTISTAS, PERIODISTAS Y OPINIÓN PÚBLICA EN GENERAL A UNIRSE AL LLAMADO A NUESTROS ESTADOS POR LOS DERECHOS SEXUALES Y DERECHOS REPRODUCTIVOS, ADHIRIÉNDOSE A LAS DIFERENTES ACCIONES QUE SE REALIZARÁN EL 28 DE MAYO.

¡Porque nuestros cuerpos son nuestros derechos!

Comentarios

2021 - DEMUS - Estudio para la Defensa de los Derechos de la Mujer Webmail